2016 fue el año record en entrega de aportes no reembolsables para proyectos productivos

Aportes No ReembolsablesEn 2016 creció un 92% la entrega de aportes no reembolsables del Programa de Servicios Agrícolas Provinciales – PROSAP. Se trata de un instrumento de fomento a inversiones productivas y de agregado de valor para potenciar negocios rurales que cuenta con reintegros de hasta el 40% sobre las adquisiciones realizadas.

Durante el año pasado, se entregaron 72 millones de pesos en concepto de Aportes No Reembolsables -ANR, que estimularon inversiones por 190 millones de pesos para mejorar la producción y agregar valor en la agroindustria. Bajo la modalidad de ANR individual o intrapredial entregaron 54 millones de pesos y de forma asociativa o extrapredial 18 millones. Todos los proyectos de inversión se encontraban dentro del área de influencia de inversiones públicas que el PROSAP implementa en las distintas provincias del país siendo las que más ANR recibieron: fueron Buenos Aires; Río Negro, Mendoza, Entre Ríos y Córdoba.

La ganadería fue la cadena que más proyectos presentó para la compra de tractores, reproductores, alambrados y aguadas. Otras de las cadenas más beneficiadas fueron la agrícola, frutícola, láctea y vitivinícola y sus principales inversiones fueron en maquinarias, equipos de riego, frío, implantación y protecciones anti granizo.

Los fondos entregados provienen del Banco Interamericano de Desarrollo y el Banco Mundial. Se ejecutan en el marco de Programa de Servicios Agrícolas Provinciales, que junto a otros programas conforma la Unidad para el Cambio Rural, encargada de gestionar los recursos de financiamiento externo del Ministerio de Agroindustria de la Nación.

Para este año en curso, se prevé una proyección de ejecución 100 millones de pesos, focalizando especialmente en la promoción de inversiones específicas enmarcadas en Planes de Mejora Competitiva de Clusters y Micro Regiones que cuentan con el apoyo del PROSAP. Ambos esfuerzos de abordaje territorial se articulan desde la Unidad de Competitividad y ANR del Área de Gestión de Programas y Proyectos de la UCAR y alcanzan a una población potencialmente beneficiaria de más de 15.000 productores.

Vale destacar que en 2017 terminará la ejecución de los préstamos BID 2573 y del BIRF 7597 -que financiaron hasta ahora los ANRs del PROSAP- y arrancará, en el segundo semestre del año, la ejecución del Fondo para la Modernización Tecnológica. Dicho Fondo, con financiamiento BID, dará continuidad a los ANRs PROSAP, en una nueva versión de la operatoria, que priorizará inversiones para la actualización tecnológica, la intensificación productiva, la reducción del impacto ambiental y la generación de energía a partir de biomasa o fuentes renovables.